Historia del Departamento de Turismo

Los primeros antecedentes del Departamento de Turismo se remontan a 1972, de la mano de la carrera de Guía de Turismo, la que se dictaba en la Escuela Superior de Ciencias Turísticas, perteneciente al Instituto de Relaciones Públicas, siendo ésta una iniciativa privada. Dentro de la oferta académica se encontraba la carrera de “Turismo y Relaciones Públicas”, a término, dictándose las clases alternativamente en el Salón Estrada (al lado de la Catedral de Posadas) y en el edificio que corresponde al Obispado, actualmente Felix de Azara y Sarmiento. Ya desde estos momentos (año 1974) formaban parte del cuerpo docente, las queridas Rosita Meza y Marina Niding.

Posteriormente la carrera pasa a formar parte de la oferta de la entonces Facultad de Ciencias Sociales de la UNaM, por disposición Nº 112/1977. Las gestiones para este traspaso estuvieron a cargo del Prof. Dionisio Baranger, quien era el responsable del instituto antes mencionado.

Una vez creado el Departamento, y por disposición Nº 113 se asigna el cargo de Director del mismo, al Licenciado Victor José Torres. De esta manera, la carrera de Guía de turismo inicia su inscripción en su nueva dependencia en el año 1978, con un plan de estudios de dos años de duración. La primer egresada registrada de esta carrera es la Sra. Susana Elisa Olmo, quien se recibiera en diciembre del año 1977, proveniente, claro está, del Instituto de Relaciones Públicas.

Ya para inicios de 1980, se comienza con la inscripción de alumnos para la carrera de Licenciatura en turismo, la que fuera creada en el año 1979. De ésta el primer egresado es el querido Luis Spaciuk, quien ha desarrollado la mayor parte de su carrera en el sector público.

Aquí queremos mencionar muy especialmente a los docentes que construyeron con sus manos, con su cabeza y con su corazón gran parte de nuestro camino. Ellos continúan en nuestra vida. Ellos nos han formado y con ello logran su eternidad en nuestro departamento y en cada uno de los egresados que se desempeñan en el campo profesional del turismo.

Por su parte, el cuerpo docente de este Departamento, ha participado activamente y desde sus inicios, en un gran número y variedad de proyectos de extensión e investigación, que sin dudas contribuyen a incrementar el capital de la Facultad de Humanidades y Ciencias Sociales, así como el de la Universidad Nacional de Misiones. Del mismo modo, es de destacar la innumerable cantidad de aportes de todo tipo, que han realizado los docentes de nuestra casa a la institución, a través de las más diversas actividades de gestión.

De acuerdo a datos oficiales de la institución, la FHyCS ha formado hasta el momento cerca de 500 profesionales del turismo entre guías y licenciados. Son estos, quienes acompañados de sus formadores contribuyen día a día con la profesionalización del sector y con la modificación de la realidad en la que vivimos.

En el año 1985, se crea la Asociación de Profesionales en Turismo, con sede en la ciudad de Posadas y número de personería jurídica A-984, que nucleaba únicamente Guías y Licenciados Profesionales, egresados mayoritariamente de la UNaM. Éste fue el primer antecedente para que en el año 2001 se creara por ley provincial Nº 3816 el Colegio de Profesionales en Turismo de la provincia de Misiones (y segundo del país), proceso del cual tuvieran muy activa participación tanto egresados como alumnos y docentes del Departamento de Turismo.

En el año 2002 el Departamento de Turismo lanza al mercado educativo su primer carrera de Articulación en Turismo, dirigida a egresados de guía de turismo de nuestra casa de estudios, como así también a egresados de carreras técnicas de turismo de todo el país. Este proyecto, tenía una duración de dos años, y preveía un dictado semi presencial, lo que permitió la participación de estudiantes de diversos rincones del país.

Otro proyecto de gran relevancia, ha sido la extensión áulica llevada a cabo en la localidad de Aristóbulo del Valle, a partir de mediados del año 2011, según RES HCD 104/11. En este caso, se trata de la réplica de la carrera de Guía de Turismo, destinada a alumnos provenientes de la zona centro de la provincia. Del mismo modo que en el caso anterior, tuvo una gran convocatoria de jóvenes, muchos de los cuales se encuentran hoy en día, trabajando en el campo del turismo.

Finalmente, recordar el último gran proyecto en el que se embarcara el cuerpo docente de este Departamento del año 2013. Se trata de la extensión territorial en la ciudad de Puerto Iguazú, con un nuevo ciclo de articulación, aprobada por RES. Ministerial 1676/10. En este caso, se trabajó con demanda de egresados de nuestra casa de la carrera de Guía de Turismo, así como profesionales técnicos y guías del Instituto Tecnológico Iguazú o de otras entidades educativas de orden nacional.

Los alumnos en este caso, se encontraban trabajando activamente en Iguazú, por lo que los docentes debieron preparar un cursado semi presencial, mientras que viajaban a dicha ciudad todos los fines de semana y durante dos años. En este momento se encuentran en proceso de evaluación las primeras monografías de grado de estos alumnos. Así mismo, cabe mencionar la intención manifestada por autoridades de la Secretaría de Políticas Universitarias, de volver a abrir esta articulación en Puerto Iguazú, a partir de que las autoridades del Departamento presentaran un importante conjunto de avales provenientes del sector público y privado, de tan importante destino turístico a nivel nacional.

Estos son solo algunos ejemplos de los cuantiosos aportes que ha realizado la Universidad Nacional de Misiones, desde el Departamento de Turismo, al desarrollo de nuestra región. Sin embargo es dable mencionar también, la gran cantidad de profesionales de nuestra casa que se encuentran trabajando en otras provincias del país, así como también en los más diversos países del mundo.

Finalmente nos resta agradecer al conjunto del cuerpo docente por su permanente esfuerzo, dedicación, trabajo, acompañamiento y compromiso. Sin dudas la realidad de la que formamos parte, nos impele a afrontar nuevos desafíos, de los cuales es difícil aún, tomar conciencia. Sin embargo existen demandas y desafíos que conocemos y debemos oponer. Es tiempo de redoblar las apuestas. Es tiempo de escuchar. Es tiempo de entender. Es tiempo de grupo. Es tiempo de trabajo.

Fuente: Monografía final de grado del profesor Sergio Benitez.